Unctad eleva a 10.000 millones el coste de la congestión del transporte marítimo

30/11/2022 PUERTOS Y MÁS

Los exportadores han sufrido pérdidas de 10.000 millones de dólares por la congestión portuaria y las disrupciones en el transporte marítimo tras la pandemia. Es una de las conclusiones del informe sobre transporte marítimo 2022 de Unctad, hecho público este martes. El organismo de Naciones Unidas para el comercio mundial advierte que el “atasco” en la logística se resolverá con el reequilibrio de las fuerzas de la demanda y la oferta. Y pide más inversiones en las cadenas de suministro marítimas para que puertos, flotas marítimas y conexiones terrestres “estén mejor preparados” ante futuras crisis, el cambio climático y la transición energética.

“Tenemos que estar mejor preparados para hacer frente a las crisis de las cadenas de valor mundiales”, ha afirmado su secretaria general, Rebeca Grynspan.

El aumento del gasto de los consumidores en 2021 llevó al transporte de contenedores a niveles récord, con puertos saturados en todo el mundo. La pandemia incrementó las tarifas de fletes por el mayor consumo y la congestión del transporte marítimo, agravada por la reducción de la capacidad de transporte terrestre y almacenamiento, que inmovilizó los buques durante más tiempo, aumentando los retrasos y recargos.

Los cargadores, preocupados por el aumento de los costes y el incremento del blank sailing, han pedido que las autoridades públicas controlen el comportamiento de las navieras. Sin embargo, sostiene la organización, los principales problemas son la ineficiencia y las interrupciones. Las soluciones a largo plazo pasarían por impulsar la productividad de los puertos y mejorar las infraestructuras, el transporte terrestre y la conectividad, así como las instalaciones de almacenamiento, paliando la escasez de mano de obra y haciendo que las cadenas de suministro sean “más sólidas y resilientes”.

El transporte marítimo se desacelera

Según Unctad, el ritmo de la actividad marítima mundial perderá fuelle el año que viene. La recuperación del transporte marítimo y la logística “está ahora en peligro” debido a la guerra en Ucrania, la persistencia de la pandemia, las continuas limitaciones de la cadena de suministro y el enfriamiento de la economía china y la estrategia de covid cero, junto a las presiones inflacionistas sobre el coste de la vida.

La previsión del organismo es que el aumento de las tarifas de los fletes de productos secos a granel y del precio del cereal en todo el mundo encarezca los alimentos un 1,2% para el consumidor.

En su radiografía del transporte marítimo de 2022, la Conferencia de Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo prevé que el crecimiento del comercio marítimo mundial se moderaría al 1,4% este año y se mantendría en ese nivel en 2023.

Para el periodo global 2023-2027, espera un crecimiento medio anual del 2,1%, un ritmo más lento que la media anterior de tres décadas del 3,3%. “Los riesgos a la baja pesan mucho en esta previsión”, advierten sus analistas.

 

Política de privacidad Aviso legal Política de cookies