Más apartaderos, más productividad

13/10/2021 DIARIO DEL PUERTO

Adif sigue dando la batalla a uno de los grandes handicaps infraestructurales que repercuten en la productividad del transporte ferroviario de mercancías en España: la longitud de los trenes.

A comienzos del presente siglo, los trenes de mercancías en España tenían una longitud media de 350 metros, un importante obstáculo para la eficiencia y la productividad motivado por dos condicionantes fundamentales: la longitud de las vías de expedición y recepción de trenes en las terminales de mercancías; y la longitud de los apartaderos ferroviarios en los distintos puntos de la red convencional, claves para evitar la interferencia de los servicios de pasaje y de carga.

Para lograr trenes más largos y alcanzar como mínimo el estándar europeo de trenes de 750 metros, Adif viene trabajando intensamente en los últimos años para habilitar técnicamente los distintos corredores ferroviarios y lograr trenes de 450, 550 y 650 metros… siempre con el reto de alcanzar los 750.

Más allá de las actuaciones de incremento de la longitud de vías a 750 metros en las terminales, donde sigue existiendo la alternativa de partir los trenes a su entrada en las mismas, una de las inversiones que más se viene acelerando en estos años es la de ampliar la longitud de los apartaderos ferroviarios o construir nuevos, siempre con la exigencia de unas medidas de 750 metros para facilitar la operativa de trenes más largos y hacer más productivo el ferrocarril.

Hay que destacar que la ampliación y desarrollo de nuevos apartaderos es una de las medidas más insistentes de los últimos años, con numerosas inversiones en toda la red.

Esto es así hasta el punto de que Adif, tal y como viene informando Diario del Puerto, acaba de licitar un contrato de 11,92 millones de euros para la redacción con un plazo de 24 meses de los proyectos constructivos  de ampliación de apartaderos a 750 metros en distintas estaciones de la Red Ferroviaria de Interés General (RFIG).

Según los datos que ha recabado Diario del Puerto, en este contrato, Adif priorizará la actuación en un total de 6 líneas de la red convencional. En cualquier caso, al tratarse de un pedido abierto, el número final de proyectos y la tipología de estos serán determinados por Adif a lo largo de la vigencia del contrato.

Sea como fuere, en esas 6 líneas, Adif ha identificado el desarrollo/ampliación de un total de 50 apartaderos de 750 metros de longitud, lo que se espera que represente un nuevo aporte de competitividad al transporte ferroviario de mercancías en España.

Los tramos de la red convencional y los apartaderos de 750 metros a desarrollar son los siguientes: Trayecto Algeciras-Reus: se han localizado inicialmente 28 puntos para la redacción de proyectos de apartaderos; Trayecto Zaragoza-Alsasua-Irún: se han localizado inicialmente 6 puntos; Trayecto Venta de Baños-Alsasua: se han localizado inicialmente 5 puntos; Bilbao-Miranda: se han localizado inicialmente 3 puntos; Palencia-Santander: se han localizado inicialmente 6 puntos; y Sevilla-Huelva: se han localizado inicialmente 2 puntos.

En total, son 50 apartaderos sobre los que Adif irá escalando su desarrollo.

El objetivo de los proyectos, como recuerda Adif, es “dotar a la red de las condiciones óptimas para atender las necesidades del transporte de mercancías por ferrocarril en el ámbito nacional e internacional y dar un paso más hacia la interoperabilidad de la red ferroviaria”.

En este sentido, “la ampliación de los apartaderos permitirá el estacionamiento y apartado de trenes de longitud estándar interoperable, con la calidad y fiabilidad del servicio actual”.

Este contrato se ha licitado a partir de labor que ha realizado Adif de inventariado, basado en diferentes estudios y análisis funcionales llevados a cabo en los últimos años, de las distintas necesidades que presentan las líneas pertenecientes a la red convencional en cuanto a la implantación de apartaderos de 750 metros.

Mapa que recoge las líneas de la red convencional en la que se van a proyectar los nuevos apartaderos. Fuente: Adif. Infografía: José Antonio Sánchez / Diario del Puerto.
Mapa que recoge las líneas de la red convencional en la que se van a proyectar los nuevos apartaderos. Fuente: Adif. Infografía: José Antonio Sánchez / Diario del Puerto.
Apartaderos, compromiso integral

La ampliación de apartaderos es uno de los compromiso más integrales y sostenidos en el tiempo en materia ferroviaria por parte de los distintos estamentos con competencias directas o delegadas en el impulso del transporte ferroviario de mercancías en España.

Por un lado, no sólo se trata de un objetivo que ha estado presente en los sucesivos planes de impulso del ferrocarril que se vienen sucediendo en España desde 2008, estando entre los de mayor grado de ejecución.

Sin ir más lejos, el nuevo Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia,  desarrollado por el Gobierno para canalizar las ayudas de la UE tras la pandemia, incluye como uno de los destinos de la inversión los apartaderos de 750 metros.
No hay que olvidar que estamos ante una medida que se considera que “contribuye directamente a la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), entre ellos el número 9, que tiene entre sus metas desarrollar infraestructuras fiables, sostenibles y de calidad”.

Por otro lado, no sólo Adif está implicado en la inversión y ejecución de apartaderos de 750 metros, pues su desarrollo forma parte de lo fines del Fondo Financiero de Accesibilidad Terrestre Portuaria, creado por el sistema portuario para, entre otros objetivos, mejorar los accesos ferroviarios a los puertos y mejorar la competitividad de la red ferroviaria convencional que conecta los mismos con sus respectivos hinterland. En este sentido y de forma coordinada con Adif, es muy relevante la inversión planificada y ejecutada en el desarrollo de estos apartaderos con la aportación de fondos por parte de, por ejemplo, la AP de Valencia en el corredor con Zaragoza, de la AP Bahía de Algeciras en el ramal central del Corredor Mediterráneo, de la AP de Bilbao en la conexión con sus terminales interiores, de la AP de Barcelona en el corredor con Madrid o de los puertos de Huelva y Sevilla en la línea que los une, entre otros.

 

Política de privacidad Aviso legal Política de cookies